La mujer y la tiroides


Los trastornos de la tiroides afectan en su mayoría a mujeres, pero los síntomas pueden ser difíciles de detectar.

tiroides

El equilibrio intestino-tiroides-ovario, es la clave para llegar hormonal, emocional y cognitivamente sana a mayor edad.

¿Sabías que las mujeres tienen entre cuatro y ocho veces más probabilidades de ser afectadas por un trastorno de la tiroides que los hombres?

Una de las probables causas de la mayor afección en el sexo femenino sea el llamado intestino permeable -leaky gut- ya que hay alta relación entre la permeabilidad intestinal y las enfermedades autoinmunes, sobre todo tiroidea.

La tiroides es la encargada de producir la hormona tiroidea a partir del aminoácido tirosina y el yodo, que controla muchas de las actividades de tu cuerpo relacionadas al consumo de energía, incluso la velocidad en la que quemás calorías y cuán rápido late tu corazón. Las afecciones de la tiroides hacen que se produzca demasiada o muy poca cantidad de la hormona. Dependiendo de la cantidad de hormonas que produce la tiroides, ya sea mucha o poca, te podés sentir activa o cansada, o puedes subir o bajar de peso.

Hipotiroidismo e Hipertiroidismo

El hipotiroidismo se da cuando se ve reducida la actividad de la glándula tiroides. Cuando las hormonas tiroideas disminuyen, como ocurre en el hipotiroidismo, la secreción de TSH aumenta en un intento de conseguir que la tiroides trabaje al máximo para recuperar el nivel normal de hormonas, situación que no consigue cuando el hipotiroidismo se encuentra ya establecido. Los síntomas se relacionan con una disminución de la actividad funcional de todos los sistemas del organismo.
Los más clásicos son cansancio, intolerancia al frío, apatía e indiferencia, depresión, disminución de memoria y de la capacidad de concentración mental, piel seca, cabello seco y quebradizo, fragilidad de uñas, palidez de piel, aumento de peso, estreñimiento pertinaz y somnolencia excesiva. Se caracteriza por una disminución global de la actividad orgánica que afecta a funciones metabólicas, neuronales, cardiocirculatorias y digestivas.


El hipertiroidismo (tiroides hiperactiva) se produce cuando la glándula tiroides segrega demasiada hormona tiroxina. El hipertiroidismo puede acelerar el metabolismo del cuerpo, lo cual causa una pérdida de peso involuntaria y latidos rápidos o irregulares. Si existe demasiada hormona tiroidea, toda función del cuerpo tiende a acelerarse. Por lo tanto, no es de sorprender que los síntomas de hipertiroidismo sean nerviosismo, irritabilidad, aumento de la sudoración, palpitaciones, temblor de las manos, ansiedad, dificultad para dormir, adelgazamiento de la piel, cabello fino y quebradizo, y debilidad muscular (especialmente en los brazos y muslos). Podés tener defecación más frecuente, pero la diarrea es poco común. Podés perder peso a pesar de tener un buen apetito.

Las hormonas tiroideas T4, T3 y calcitonina, son liberadas por el frío, el yodo y la tirosina. La forma activa es la T3, y la enzima que genera esta forma activa (desyodinasa) requiere para su acción selenio y zinc. Sus acciones como dijimos están relacionadas a la energía: tienen efecto lipolítico y glucolítico- consumo de grasa y azúcar- aumentan el metabolismo energético de todas las células, generan activación mitocondrial y estimula los genes de la cadena respiratoria – responsable de la producción de energía; además regulan la acción del tejido adiposo pardo productor de calor.


¿Cómo afectan los trastornos de tiroides especialmente a mujeres?

La tiroides tiene íntima relación con el ovario. Las hormonas tiroideas estimulan los folículos ováricos y la secreción de estrógenos en el ovario. El hipo/hiopertiroidismo interfiere en la secreción de FSH – foliculoestimulante- LH- luteinizante- y prolactina. Los anticuerpos que se producen en hipotiroidismo (Hashimoto: ac anti-peroxidasa) y en hipertiroidismo (Enf Graves Basedow: ac anti-receptor de TSH) interfieren en los receptores de hormonas sexuales (FSH, LH, HGC) generando desórdenes interconectados tiroide-ovario.


Problemas con el período menstrual. La tiroides ayuda a controlar el ciclo menstrual. Dependiendo de la cantidad de hormona tiroidea, tus períodos pueden ser muy escasos, prolongados o irregulares. La enfermedad de la tiroides también puede hacer que tu período menstrual se ausente por varios meses o incluso más, una afección llamada amenorrea. Si el sistema inmunitario provoca la enfermedad de la tiroides, se pueden ver comprometidas otras glándulas, por ejemplo, los ovarios. Esto puede provocar menopausia prematura (antes de los 40 años).


● Problemas para quedar embarazada. Cuando la enfermedad de la tiroides afecta el ciclo menstrual, también afecta la ovulación. Esto puede hacer que te resulte más difícil quedar embarazada.


● Problemas durante el embarazo. Los problemas de tiroides durante el embarazo pueden provocar problemas de salud tanto en la madre como en el bebé.


● La tiroiditis posparto (inflamación de la tiroides después de dar a luz) afecta al 10 % de las mujeres. Generalmente pasa desapercibida porque los síntomas son muy similares a la depresión posparto. Las mujeres con tiroiditis posparto suelen sentirse agotadas y malhumoradas.


Las hormonas tiroideas son fundamentales para que se lleven a cabo la mayoría de funciones del organismo. Por esto mismo, para prevenir estos trastornos es esencial llevar un estilo de vida saludable, una alimentación balanceada con una cantidad adecuada de yodo y realizarse exámenes rutinarios de la tiroides en caso de tener antecedentes familiares o sospechas.


Las claves están en prevenir y/o tratar el intestino permeable, mantener una alimentación equilibrada -que contenga yodo, selenio, zinc, aminoácidos- actividad física, adecuado descanso- para evitar el exceso de cortisol que bloquea la síntesis de T4. Evitar los disruptores metabólicos de los alimentos ultra-procesados; así como también medicamentos auto-indicados. Hay muchos que interfieren con la tiroides, entre ellos: omeprazol, morfínicos, benzodiacepinas- amiodarona, estrógenos sintéticos, corticoides, solo por mencionar algunos.

Desde Simple & Real, te proponemos que te sumes a nuestros programas para acompañarte en todo este proceso de aprendizaje y cambios de hábitos que harán mejorar tu calidad de vida.